Noticias

Compostaje: cómo hacerlo en casa

Si eres de las personas que busca cómo manejar los residuos orgánicos en casa acá te contaremos una vía para lograrlo: el compostaje.

El compostaje hace parte de un proceso de biodegradación de productos orgánicos aprovechables, como los residuos de alimentos generados en el hogar que pueden regresar a la tierra en forma de abono. En los hogares, aproximadamente el 60% de los componentes de la basura corresponden a residuos orgánicos, material que, casi en su totalidad, se puede utilizar para hacer compost y convertirlo en un elemento beneficioso al ambiente.


“Es importante dejar claro que el término global que se usa para el proceso descomposición natural es ‘biodegradable’ y una de las formas de hacerlo es el compostaje, sin embargo, no todo producto biodegradable puede ser utilizado como compost o abono para el suelo. En cambio, todo compost ha sido biodegradado”, aclara Rosalina González, docente investigadora de Ingeniería Ambiental y Sanitaria de Unisalle. 


“Para hacerlo en casa solo necesitas un recipiente con algo de arena o aserrín, luego agregar las cáscaras de papa, yuca, plátano o frutas preferiblemente picados. Posteriormente, se inicia el proceso de degradación que, con ayuda de aireación a través del volteo del material, favorece la acción de los microorganismos y así la formación de compost”, agrega González.

Es de suma importancia no utilizar productos de la basura para compostaje, al agregar en la basura los residuos de alimentos, pierden su valor y se pueden convertir en elementos tóxicos para el suelo, teniendo en cuenta que en la basura se pueden contaminar con elementos químicos, plásticos y metales.

Por medio de esta práctica se cierra el ciclo de la materia orgánica. Al realizar compost en nuestro hogar aportamos a la reducción de la cantidad de residuos sólidos que terminan en los basureros. “Es necesario que todos como sociedad comencemos a aportar en algo, en reciclar, en optimizar el uso de la luz y el agua, en usar productos biodegradables, en hacer compost, para así devolver a la tierra todo lo que le hemos arrebatado y nos está pidiendo de vuelta”, concluye la docente.